viernes, 16 de octubre de 2009

CURANDO SUS HERIDAS

Capítulo 23. Cuando Los Ángeles Lloran


† Bella POV

No.

Esto no podía estar sucediendo. Simplemente no podía estar sucediendo.

Miré a Allie, cuyo pequeño cuerpo estaba colgando en el borde de la bañadera. Desde mi lugar, en el suelo, no podía ver su cabecita, pero sabía que aun estaba bajo el agua. No se movía. Su pecho no se movía suavemente, respirando como la había visto hacia pocas horas. Mike estaba acurrucado en una esquina, sus manos en su cabello, tal como yo. Miraba a la bañadera, sus ojos llenos de horror.

-¡Allie!- La voz de Edward me saco de mi estado de terror. Corrió hacia ella, sacando su frágil cuerpo del agua. La alzó en sus brazos, su pequeña cabeza caía fláccidamente contra su pecho. Su cabello mojado había dejado marcas más oscuras en la camisa de Edward. Sus ojos estaba cerrados, -¡OH Dios! ¡No, Allie!

Edward sollozaba mientras sus manos recorrían desesperadamente varias partes de su cuerpo en busca de encontrar algún rastro de que su pequeño corazón aun no se había rendido. Alzaba sus muñecas a su oído, tratando de encontrar el suave pulso que sería capaz de oír. -¡NO! Por favor, no, no. Por favor, por favor. ¡Por favor!

Mi cuerpo temblaba, mis brazos cayeron inanimados a los costados de mi cuerpo, mientras contemplaba la terrible escena que se desarrollaba frente a mis ojos. El cuerpo de Edward temblaba con sus sollozos, aunque ninguna lágrima caería de sus ojos. Sus manos aun recorrían desesperadamente su cuerpo en busca de algo que jamás encontraría. -¡No, no dejes que esto suceda! No, no ¡NO!

Allie estaba muerta.

Mi pequeñita. Mi adorada hijita. El sol de mi vida durante cuatro años de oscuridad.

Estaba muerta.

Gateé por el suelo, mis piernas ya no soportaban mi peso. Me acerqué hacia Edward, quien sostenía a Allie en sus brazos. La mecía de un lado al otro, sosteniendo su cabeza con su mano, sollozando. Alcé una temblorosa mano y acaricie su empapado cabello. El frío del mismo me golpeó. Violentamente, me vi forzada a caer en la realidad de la situación.

-No...- La palabra sonaba débil. Me acerqué mas, moviendo mis manos por la espalda de Allie. Edward movió sus brazos permitiéndome buscar por mi misma algún rastro de vida en su cuerpo. -Allie, bebé… Allie es hora de despertarse.

Alcé mis brazos hacia ella, pasándolos por su pequeña cintura. La tomé en brazos, acunando su cuerpo. Como Edward, comencé a mecerla de un lado al otro, -Allie, despierta, bebe.- Mis palabras sonaban ahogadas, rotas ante el peso de mis lagrimas, -OH, Allie… mami necesita que te despiertes. Por favor bebe… por favor, despierta.

-No se va a despertar.- Lanzó Mike, haciéndome recordar de que aun estaba allí.

Edward se alejó de mi lado en un segundo. Podía escuchar los gritos de Mike mientras Edward se le abalanzaba en esos instantes. Podía oír los gritos de Charlie detrás de mí. Podía escuchar todo… y aun nada. Nada de eso importaba. Edward podía matar a Mike. Mike se moriría. Charlie arrestaría a Edward. Edward escaparía. No importaba.

Nada de eso importaba.

-¡Edward, suéltalo!- Gritó Charlie, pasando por mi lado.

-¡No!- Rugió Edward, -¡Se merece morir! ¡Tiene que morir!

-¿Entonces por qué no me has matado aun?- Preguntó Mike, su voz sonaba violenta. Nada de eso importaba. Nada, nada.

-Porque quiero verte sufrir, primero,- Gruñó Edward, -Hago todo lo que puedo para detenerme de matarte ahora mismo. Quiero que sufras. Quiero que me ruegues que te mate.

-Edward, no voy a permitir eso.- Dijo Charlie.

-No tienes porque,- Lanzó Edward, -Solo date la vuelta.

-Edward lo tengo que llevar bajo arresto,- Continuó Charlie, suavizando su voz. -El sufrirá mucho donde ira. Por favor, Edward. Tienes que soltarlo.

Yo escuchaba, mientras miraba a mi hija. Hubo un largo momento de silencio y luego un golpe sordo. Mis ojos se alzaron para ver a Edward alejándose de Mike, mientras Charlie se acercaba para poner las esposas alrededor de las muñecas de Mike. Bajé mi vista.

-Edward,- Murmuré, mi voz sonaba distante, -Edward, ve por Carlisle. Hay algo malo con Allie. No se despierta.

Más silencio.

-Bella,- Susurró Charlie. Alcé mis ojos para ver a Edward, quien me miraba con una mueca de agonía. -Bella, Allie esta...Allie esta...

-Dormida. Y no se despierta.

-No va a despertar, Bella,- Finalizó Charlie, sus palabras sonaban entrecortadas por sus lagrimas. Le mire confundida.

¿De qué hablaba?

-Va a despertarse,- Le aseguré. Baje mis ojos hacia Allie, meciéndola suavemente entre mis brazos, -Solo necesitamos traer a Carlisle. Ella se despertará.

-Bella...

-Va a despertar.- Hablé más alto.

-Bella, ella esta...

Edward permaneció en silencio todo este tiempo, mirándome con la misma expresión de tortura en sus ojos. ¿Por qué no iba a buscar a Carlisle?

-Está muerta, Bella,- Charlie se dejó caer sobre sus rodillas frente a mí. Puso una mano sobre la cabeza de Allie, apartando los cabellos de su frente, -Se ha ido ahora.

-Va a despertarse,- Le discutí.

-No va a despertar, cariño,- Continuó Charlie, urgiendo que entendiera, -Déjala dormir, Bella.

Mis ojos se enfocaron en Allie, no notaba que las lágrimas rodaban por mis mejillas. Mi cabeza se sacudió hacia arriba y hacia abajo...supongo que asentí. Me puse de pie, a pesar de que las piernas me seguían temblando. -¿Bella?- Habló Edward, su voz sonaba ahogada, -¿Bella, donde vas?

-A ponerla en su cama,- Respondí simplemente.

-Oh Bella...- Susurró Edward, poniéndose de pie. Me acercó a sus brazos, Allie entre nosotros. Edward me dio un suave beso en la frente, susurrando mi nombre suavemente, -Bella… Bella, tienes que dejarla ir… Bella… lo siento…- Su voz se quebró con un sollozo, -Oh Dios...Bella… lo siento tanto…

-Te dije que la lastimaría.- Las retorcidas palabras de Mike resonaron en el baño.

El ya no importaba.

-Vámonos, Mike,- Susurró Charlie para mi beneficio. Tomó a Mike rudamente por las esposas, poniéndolo de pie violentamente. Escuche a Mike quejarse del dolor. -¿Edward?

El no me soltó, -¿Si?

-Deberías llamar a Carlisle,- Habló Charlie entre lagrimas, -Tienes que… que traerlo para…

-Lo sé, Charlie,- Murmuró Edward contra mi cabello. -Solo llévatelo de aquí, por favor.

Escuche unos pesados pasos por la escalera. Y luego, nada.

Edward soltó uno de sus brazos, buscando algo en su bolsillo. Unos instantes después, sacó un teléfono. Escuche unos suaves beeps. -¿Carlisle?
Más silencio. -Estamos arriba.

-Alice me dijo lo que sucedió.- Habló Carlisle mientras Edward cerraba el teléfono. Edward me soltó cuando Carlisle se acercó, -Vine tan rápido como pude.

-No se despierta,- Suspiré.

-Lo siento, Bella,- Carlisle susurró. Alzo sus brazos, tomando a Allie en ellos. La solté sin poner queja alguna. -Se ha ido, Bella.

-Está ahí.

Unos brazos fríos pasaron por mi cintura cuando Edward me acercó a él. -Bella, está muerta,- Soltó las palabras con un gemido de dolor, -Está muerta. No va a despertar, cariño.

-No...- Gemí, las palabras se atoraron mientras el horror me consumía. Edward se agachó mientras yo me dejé caer al suelo. Mi cabeza dio contra su pecho. -No, no… OH… porque… no…

-Lo sé, Bella,- Continuó Edward susurrándome. Me mecía de un lado al otro, como había hecho con el cuerpo de Allie. Me acarició la espalda. La habitación estaba sumida en silencio, excepto por nuestros sollozos. Con lagrimas y sin ellas, -Lo siento, Bella. Yo… yo traté… yo…

Sus palabras se consumieron por más sollozos sin lágrimas.

Permanecíamos sentados, sintiéndonos miserables. Todo se había ido en ese momento. Ese simple y espantoso momento en el que vi lo que Mike había hecho. Casi todo. Todo lo que me quedaba lo tenía entre mis brazos. Algo para poder, de alguna forma, seguir adelante. Algo por lo que vivir. Me enterré con más fuerza entre sus brazos.

No tenía idea de cuánto tiempo había pasado. La luz me dio en los ojos, cálida y abrasadora. Abrí mis ojos y miré alrededor de la habitación. Estaba descansando en la habitación de huéspedes. Entre mis lágrimas me había sumido en un profundo sueño. La luz del día era dura, mientras me daba cuenta de que lo ocurrido la noche anterior no había sido una pesadilla.

-¿Como estas?- Susurró Edward a mi lado. Me moví para mirarlo.

-Yo…- Mi voz se quebró, -No lo sé.

Edward asintió entendiendo. Nunca había visto tanto dolor en su rostro. Me partía el corazón saber que lo había causado. Me acomodé en sus brazos, deseando estar más cerca. Apoyé mi cabeza sobre su pecho, -Edward… OH Edward… ¿Cómo pudo pasar esto?

El permanecía en silencio. Alcé mis ojos para encontrar su respuesta. -Lo viste ¿Verdad? ¿Lo que él hizo?

-Si,- Su respuesta dolía.

-¿Qué…- No sabía si quería saber la respuesta, -¿Qué hizo… porque lo hizo?

-Allie preguntaba por ti,- Dijo Edward. Su voz ya no sonaba quebrada por las lágrimas, pero el dolor aun era evidente en sus ojos. -Él le decía que no tenía madre. Allie dijo que...

Se detuvo allí, girando su cabeza. Miró hacia la ventana, mordiéndose su labio inferior.

-¿Que dijo?

-Que me quería,- Sonrió ante la respuesta.

-Oh…- Suspiré.

-Le dijo que yo era un hombre malo. Ella le dijo que…- Sacudió su cabeza, cerrando sus ojos fuertemente. Dejó escapar una buena cantidad de aire de golpe y giró su rostro hacia mí, -Que él era un hombre malo. Entonces fue cuando...

Edward sacudió su cabeza, incapaz de seguir. Asentí suavemente, -Lo sé.- Tome su mano entre la mía, apretándola fuertemente.

-Bella, lo siento,- Susurró. Sus palabras volvían a escucharse rotas entre los sollozos.

-No es tu culpa, Edward.

-Traté...traté de llegar a tiempo,- Su otra mano, la que yo no sostenía, voló hacia su frente, cubriendo sus ojos. -No pude salvarla.

-No es tu culpa.

-Se lo prometí,- Su mano temblaba, -Le dije que iba a salvarla. Le dije que iba a salvarte a ti.

-Ella está a salvo ahora,- Susurré. Su mano se movió de sus ojos y me miró confundido. -El no podrá volver a lastimarla. Ella está a salvo… nunca podrá lastimarla.

El rostro de Edward se torció en una mueca de dolor.

-Edward…- El asintió, haciéndome saber que me escuchaba. -Necesito irme de aquí. No quiero volver. Puedo….podemos…

-Si,- Respondió simplemente. Sus ojos se fijaron en los míos. -Sí, podemos irnos.

Me alzó en sus brazos cuando se levantó de la cama. Pase mis brazos por su cuello y apreté mi cabeza contra la tela de su camisa. Cerré mis ojos, no tenía ganas de volver a ver la casa. Esta casa nunca fue un hogar. Allie había sido mi hogar. Se había ido y se había llevado con ella el cariño de la casa. Bajamos las escaleras y sentí que Edward se detuvo.

Abrí mis ojos a tiempo para verle levantar la mantilla de Allie del suelo. La apoyo contra mí, y yo me abracé más a ella. Aun olía a ella.

No presté atención a nada mientras íbamos camino a mi verdadero hogar. Sostenía la mantilla, perdiéndome en su aroma, deseando que Allie me estuviera esperando en la casa. Solo me di cuenta de que habíamos llegado a la casa cuando escuche voces a mí alrededor. Edward me mantenía segura en sus brazos.

-Bella,- Susurró Alice a mi lado. Abrí mis ojos, mirándola. Nunca la había visto tan triste, -Bella, lo siento tanto.

-Lo sé,- Trate de ofrecerle una sonrisa, pero no estaba segura de que hubiera podido hacerlo, -Gracias, Alice.

-¿Dónde está Carlisle?- Preguntó Edward.

-En el hospital,- Respondió Esme suavemente. Caminó hacia mí, -Bella… OH, Bella.

Emmett estaba sentado en los escalones del porche, su cabeza estaba entre sus manos. Sus dedos estaban enredados en su pelo… nunca pensé verle tan angustiado. No veía a Jasper por ningún lado. Solo podía imaginar lo pesado que sería tener que lidiar con emociones tan fuertes. Debió de haberse ido antes de que todo fuera insoportablemente doloroso.

-Edward,- Habló Rosalie, su voz sonaba oscura. Caminó Hacia nosotros con furia en sus ojos, -No puede vivir.

-Rosalie, eso es…

-No, Edward,- Continuó Rosalie, fríamente, -No lo entiendes. No voy a dejarle vivir después de esto. Se llevo a alguien que quería. Lastimo a alguien más que quiero. No puede vivir.

-Rosalie, lo sé,- La voz de Edward estaba llena de arrepentimiento y deseos de cumplir con su petición. -Lo sé. Me siento igual. Pero aun así…- Bajo sus ojos hacia mí, -Esa no es nuestra decisión.

-El nos lastimó a nosotros también.- Contó Rosalie.

Edward suspiró, cansado de la discusión.

-¿Alice?- Rosalie preguntó esperanzada.

-Después de lo que hizo, nadie le extrañara,- Dijo Alice, -Nadie lo notara… o importara.

-¿Ves?- Rosalie se volvió hacia Edward, -No puede vivir. A nadie le va a importar.

-Rosalie, aun es Bella quien debe de--

Le corté.

-Mátalo.

_______________________________

PARA NUESTRA HERMOSA ALLIE


Quedarás como huella sobre mi brazo,
como marca sobre mi corazón.
Cantar de los cantares


No pasarás en vano por mi vida,
ni encontrarnos fue obra del acaso;
que por tu abrazo quedará en mi brazo
la fuerte huella que el amor no olvida.


La llama que de ti quedó encendida
arde sin consumirse en mi regazo.
Amor que más juntaste con el lazo
terrible de la sangre y de la herida.


En mí no fuiste gozo pasajero
sino la esencia de la tierra pura
floreciendo en el árbol verdadero.


Y para siempre brillará tu estrella,
porque de amor dejaste en hermosura
sobre mi corazón eterna huella.

°°Duerme Allie bebé, ya nada podra dañarte, cuida de mí como siempre lo has hecho, hazme feliz con solo un suspiro y dame la fuerza para poder seguir un camino sin ti°°

Bellany G.
**Solo por ti es que mis lágrimas son dulces**

12 Comments:

  1. safm_6 said...
    OH Bellany no he parado de llorar, esto es algo q duele y mucho... pobre Bella, pero gracias a dios Allie no va a sufrir ella es un angelito, ella ya no sufrira mas estara en un lugar mejor... el solo saber qesto sucede a menudo es terrible, yo estuido para maestra de kinder me graduo en diciembre, y trabajo con niños de una casa hogar.. y es terrible saber q esto pasa a menudo.. tantos angelitos inocentes... a todos esos q dañan a los niños merecen la pena mas grande pero antes deben torturarlos y hacerlos subrir... q les puede hacer un indefense y fragil niño... De verdad esto esta muy triste... pero sirve para q uno se de cuente q el mundo no es color de rosa... y hay q defender a nuestros niños de este mundo perverso...
    un suspiro al cielo por Allie bebé...

    Cuidate mucho Besos y abrazos.

    Atte: Aideé
    Anónimo said...
    HOLA PUES MUY TRISTE EL CAPITULO OJALA Y ROSALIE HAGA ALGO AL RESPECTO QUE LO TORTUREN POR QUE ELLA NO SE MERECIA ALGO ASI Y POBRE BELLA LE VA A COSTAR MUCHO REPONERSE EN FIN SEGUIMOS UN POCO TRISTES BYES Y BESOS A TODAS

    ALICE
    Anónimo said...
    nena cullen : bellany por que notenia que morir pobre bella yo me volveri loca me da ganas de matar a miki espero que se pudra en la carcel para el resto de su bida bueno chicas astas los lagrimos me hiceron sacar muchos besos y suspiros de chocolate
    Anónimo said...
    no m puede hacer llorar asi!!! solo d pensar q estas cosas pasan en verdad en el mundo me parte el corazon..gracias por el cap...
    Anónimo said...
    fue un capi de verdad lleno de dolor, debemos cuidar a nuestro ninos ellos son angelitos que no tienen la culpa de nada, como siempre comento esto pasa a diario, debemos pararlo de alguna manera como madres que somos, cuidense, besos y muchos suspiros angelicales por Allie
    Ninive said...
    Madre mia, yo aun tenia esperanzas de que se pudiese hacer algo, es demasiado duro. No solo han matado a Allie, Bella tambien estará muerta aunque siga respirando. Nunca te recuperas de una cosa así, creedme lo he visto. Lo peor es que esto pasa de verdad, como siempre, la realidad supera a la ficción.
    Besos y suspiros para todas
    Anónimo said...
    aunque no somos quienes para tomar la decision de quitarle la vida a un ser humano y sobre todo a un angelito, como esto es un fic a pesar de que ha pasado algo que sucede en la vida real, creo que hay varias suspiradoras que estaran de acuerdo conmigo, MATEN A MIKE, pero con sufrimiento, conste no estoy invitando a la violencia, solo es parte de la historia, xoxo, suspiren ninas suspiren
    Maria said...
    Sigo sin creer que allie este muerta, no pare de llorar en toda una hora, hacia mucho tiempo que no lloraba, gracias por el cap, aunque estubo muy triste y yo esperaba ver a Edward, bella y allie juntos, como una familia, que injusta es la vida!!!! =(
    ANN CULLEN said...
    MALDITO merece morir qomo pudo ella decia la vrdd EL ERA MALO maldito maldito rose debe hacer lo qe hizo en el pasado y emmett qe lo aplaste qe supliqe debe sufrir MALDITOOOOOOOOOOOOOOOOOOO !
    la venganza es mala pero en este caso sera buena
    ALLIE TE EXTRAÑAREMOS
    Mary Boop said...
    Oh por dios !!! Bellanyyy no puedo con esto >.< Allie ??? Porque ellaaa >.< Noooooooooooooooo !!! Cuando dijo que queria a Edward *-* Cuando le dijo que le dolia *-* Oh por dios es que no puede seeeeer...Allie no puede morirseee !!! Noooooooooo >.< Estupido Mike !! Estupida Jessicaaaa !!! Awwwww porquee ?? No se valeee T.T pobre Allieee Noooooo T.T Rosalie tiene que hacerlo sufrir u.u Enserio, se que desear el mal no es bueno...Pero es que Grrrrrrrr* Mike se paso u.u & de pasoooo es un descaradooo
    awwwww nooooooooo >.< Espero Mike la pase MAL...MUY MAAAL u.u ...Awwwww no puedoo dejar de llorar por Allie !! No se vale =( ..Espero el otro capi *-* Espero que Rosalie y Emment lo hagan sufrir u.u pero de verdad sufriiir !! =(
    Allie <3
    Anónimo said...
    sniff, sniff como es posible que halla muerto, eh llorado mas de una hora sin exagerar, pobre Allie ella tan buena, linda y cariñosa halla tenido que morir hasi d feo... y mike!!! el es peor que el diablo!!! espero que sufra y mucho!!!.

    y edward pobre, el trato de salvarla=[ y no pudo.

    bueno bye suspiros de sufrimiento y adios.kisses

    atte: arwen
    diana said...
    hya hay la verdad q es la primeravez q leyendo esto me hizo llorar tanto pero pense q la iban a conveertir bueno me hizo poner realmente triste
    bueno no digo mas nada gracias

Post a Comment