miércoles, 31 de marzo de 2010


Capítulo 16 :La letra del día es la 'E'


N/G : Aquí está el capítulo 16 de Habilidades paternales 101 !! disfruten y queremos suspiritos no lo olviden!!!

Bella POV

El resto de la mañana fue un completo desperdicio para cualquiera de los dos últimos años. En todo lo que cualquiera podía pensar era en los nombres de los bebes. Pasaban notas con sugerencias, peleas sobre quien reclamaba el primer nombre, peleas sobre el apellido, los segundos nombres, como escribir el nombre que habían acordado. Mi cabeza daba vueltas con todo ello. Y cuando pensé que no podía tolerarlo más, el timbre sonó y salí volando hacia mi casillero para encontrarme con Edward.

El ya estaba allí esperándome cuando doble por la esquina. "Bueno, alguien esta apurada." Dijo mientras abria mi casillero hastiada y metia los libros en el.

"Si tengo que pasar una nota mas a alguien con 300 posibles nombres para bebes escritos en el, voy a gritar." Le vi una sonrisa en su rostro.

"Entonces supongo que es mal momento para discutir el nombre de nuestros pretendido hijo. Tengo algunas sugerencias…"

"Muy gracioso Edward. El ya tiene nombre, se lo di el día que me enteré que estaba embarazada. Su nombre es Eddie, punto final. ¿Ahora puedo comer?" ni siquiera espere por su respuesta y me encaminé hacia la línea de almuerzo. Edward tomó una bandeja y comenzó a llenarla con comida. Dos porciones de pizza, una barra de pan y una lata de coca-cola. Después nos sentamos en la mesa de los Cullen, donde Emmett y Rosalie tenían una fuerte discusión sobre los gemelos.

"Entonces, ¿Cuales son los nombres que sugieres Emmett? No puedo esperar para escucharlos..." Emmett sacó una hoja doblada de su bolsillo. Aclaró su garganta para darle seriedad al asunto y comenzó a leer "Wrigley, Jacob, Shea, Fenway (Nombre de un estadio de Baseball)..." Rosalie golpeó la mesa con su mano. "Emmett, ¡No vamos a ponerle a nuestros hijos nombres de estadios de baseball!"

"Entonces creo que tendré que tachar Yankee y Dodger de la lista aunque aun no llegue a ellos. Ok, que tal Peyton, Joe, Brett, Boomer, Troy, Dan..."

"¡Nada de quarterbacks de las ligas de football americano Emmett! Vamos, se serio. Bella apoyame." Ella me miró desesperada.

Yo pensé por unos instantes. "Emmett no puedes ponerle a tu hijos el nombre por algún estado, jugadores deportivos, objetos inanimados, comidas, meses del año, días de la semana o maldiciones. ¿Qué tal eso Rosalie?" le pregunté mientras daba un mordisco a la pizza.

Emmett tachaba silenciosamente varios nombres de su lista que caían en las categorías que le había dicho. Le tomó un minuto y realmente estaba impresionada con la cantidad de nombres que había apuntado el solo. Entonces fue cuando me dio una gran sonrisa. Estaba demasiado feliz, había olvidado algo en mi lista de 'no'…casi me atragante con la pizza cuando añadí rápidamente "Personajes de TV. Nada de televisión, personajes de películas y definitivamente no celebridades."

Perfectamente derrotado, le rogó a Rosalie "Oh vamos Rose, ¿Por qué no podemos tener a los pequeños Starky y Hutch? ¿Ponch y Jon? ¿Bo y Luke? ¿Qué tal Crockett y Tubos? ¿Drake y Josh? Esos nombres son oro te lo digo, oro."

Sin una palabra, Rosalie rompió el papel en microscópicas piezas, terminando la discusión.

Alice comenzó a interrogarme "Entonces Bella ¿Cómo le pondrán a mi sobrino?" me tomó con la guardia baja su pregunta por que mi mente estaba firme, así que debería de haberlo visto para ese entonces. Mientras tragaba la pizza, Edward saltó "Aun no lo hemos decidido."

Confundida, respondí "Si lo hicimos, corrijo, lo hice. Es Edward y le diremos Eddie."

Edward me achicó sus ojos "No vamos a llamar Eddie a nuestro hijo. Se razonable." Dijo como si fuera una mala palabra o algo por el estilo.

"Edward es un nombre demasiado grande para un bebe, pensé que seria tierno."

"¿Que tal Charlie? Podríamos ponerle como tu padre ¿No es eso algo habitual?" su tono se había vuelto dulce por que trataba de convencerme. Me mantuve firme.

"Edward." Dije simplemente.

"¿Si?"

"No, no tu, ese es el nombre del bebe. Edward…Eddie."

"¿Podemos discutirlo? ¿Que tal William, o Matthew o Michael? No, tacha el último. Pensaría en el idiota de Newton cada vez… ¿David, Andew?" Trataba de salirse con la suya, cualquier cosa menos Eddie, pero yo no estaba negociando. Me crucé de brazos y apreté mi mandíbula.

"¿Tu lo cargaste en tu cuerpo por cuatro días? ¿Te dolió la espalda cada noche? ¿Casi pudiste dormir por que estabas incomodo?" él abrió su boca "No lo digas… ¡Sabes a lo que me refiero!" Habiendo sufrido por traer a este pequeña, hermosa y pretendida via a este universo inventado, me da ciertos derechos y si quiero llamarlo Edward y decirle Eddie por cada día de la semana que lo tengamos, lo haré."

Un tanto sorprendido por mi tiranía, simplemente contestó "Lo que quieras Bella estará bien para mi."

"Gracias Edward." Le lancé una sonrisa victoria. "Entonces Alice, me atrevo a preguntar ¿Han decidido el nombre para nuestro pretendido sobrino?"

Ella miró amorosamente a Jasper. "A decir verdad, Jasper lo escogio. Creo que a Edward le gustara."

Todos los ojos fueron hacia Jasper mientras esperábamos en suspenso por el gran anuncio "Siempre me gustó el nombre Elizabeth." Dijo con una sonrisa. Ante la mención del nombre de su madre, Edward asintió con su cabeza.

Emmett golpeo la mesa, frustrado "¿Ves? Alice le dejó a Jasper escoger el nombre del bebe. ¿Por qué yo no puedo escoger los nombres Rose?"

"Por que tu eres un idiota y Jasper no."

El timbre sonó, anunciando el fin del almuerzo y el fin de la discusión por el momento. Rosalie y Emmett dejaron la mesa rápidamente, aun tenían mucho de que hablar. Alice y Jasper estaban mirándose a los ojos, teniendo uno de sus 'momentos' mientras dejaban la cafetería. Edward y yo nos dirigimos hacia mi casillero.

"¿Aun estas enojado por el nombre del bebe?" pregunté. Comenzaba a sentirme culpable por ser tan testaruda.

El pasó sus brazos por mi cintura y me sostuvo firmemente "No amor, no estoy enojado. Sabes que no puedo decirte que no. Así que si quieres condenar a nuestro pretendido hijo todo el fin de semana con el nombre de Eddie, que así sea." Una sonrisa jugueteó en su hermoso rostro mientras me ponía en puntitas para besarle.

"Encontrémoslos todos allí al finalizar las clases y podremos buscar juntos a nuestros bebes. ¿Puedes decirle a los otros?" comencé a sentirme entusiasmada ante la idea de traer a Eddie a casa.

"Se los diré. Te veo mas tarde." Me dio un último beso antes de apresurarse por el pasillo hacia su clase.

El resto del dia parecio pasarse lentamente. Yo seguía mirando al reloj, deseosa de hacerlo funcionar más rápido, pero sin suerte alguna. Edward me dijo entre clases que Alice y Jasper se habían saltado el último periodo para ir a buscar algo a la casa. Me imaginé que no querían verse atrapados nuevamente en la parte trasera del patrullero así que fueron en busca del auto que Alice conduciría por una semana, el Jeep.

Sonó el ultimo timbre del día y las personas salieron disparadas de sus asientos y corrieron hacia el gimnasio para buscar a sus bebes. Edward y Rosalie estaban en mi casillero, esperandome. "Entonces Rosalie, ¿Que nombres decidieron finalmente?" pregunté con gran interés.

"Me decidí por Nathan y Nicholas, ¿Que opinas?" sus hermosos ojos brillaron.

"¡Esos son hermosos nombres! ¿A Emmett le gustan?" pregunté cuidadosamente, no queriendo presionar otra pelea entre ellos.

Una coqueta sonrisa se extendió por su rostro, "Me tomó un poco convencerlo y un rápido paseo al armario de limpieza…" me dio un guiño y mi rostro se volvió escarlata. "Pero creo que ahora esta bien con ellos. ¿Y donde diablos se metió?"

"¿Lo llamaron nuevamente a la dirección?" pregunté a Edward.

"No lo creo. Ahí viene Alice, ella sabra." Alice se apresuró hacia nosotros, se veía un tanto preocupada.

"¿Rosalie, donde esta Emmett? Creí que estaría contigo..." sus ojos se agrandaron del miedo.

"No, estamos esperándole. ¿Por qué? ¿Qué viste?" Rosalie comenzaba a preocuparse.

"Tenemos que ir al gimnasio. ¡Va a ponerle nombre a los bebes sin ti Rose!" Alice le tomó del brazo y se alejaron corriendo.

Edward miró rápidamente a Jasper, "No se atrevería..."

Jasper se encogió de hombros. "Si, si lo haria."

Edward me tomó de la mano y comenzó a arrastrarme hacia el gimnasio para presenciar la masacre que se vendría. Antes de siquiera llegar al gimnasio, escuché a Rosalie gritando "¡Emmett que hiciste!"

Ella lo tomó y lo aprisionó contra la esquina. Decidiendo darles un minuto para que resolvieran esto, codeé a Edward, "Vamos a buscara Eddie mientras lo resuelven."

Edward se inclinó y susurró. "¿Estas segura de querer ponerle Edward? Quizás quieras considerarlo cuando te enteres…" caminamos hacia el señor Anderson quien tenia su computadora encendida y lista.

"¿El nombre del bebe señorita Swan?"

"Bella, solo escucha…" interfirió Edward.

No iba a discutirlo nuevamente. "Edward, señor Anderson. Su nombre es Edward pero le llamaremos Eddie." Escuché a Edward suspirar a mi lado. Por el rabillo del ojo le vi sacudir su cabeza.

"Le nombraron por el padre ¿verdad?" el señor Anderson le sonrió a Edward quien no estaba emocionado. "Valla a escoger un bebe de la caja azul de allí. Presioné el botón verde en su espalda para activar el programa. El bebe dormirá por la próxima hora, lleguen a casa para ese entonces. Por favor recuerden que el muñeco va a grabar todo lo que le suceda. El lunes descargaremos la información y les daremos su nota final. Tengan un buen fin de semana."

Rebusqué dentro de la caja por el perfecto muñeco 'Eddie'. Algunos eran más pesados que otros, así que traté de elegir el más liviano para librar a mi espalda de otra tortura. Entonces encontré el muñeco perfecto, uno de ojos verdes. "¡Lo encontré! Edward, conoce a Eddie." Los sostuve aprobatoriamente. Busqué el botón verde en su espalda, el cual se suponía que debíamos presionar.

Alice y Jasper fueron hacia el señor Anderson, informándole que el nombre de su hija seria Elizabeth. El rápidamente lo ingreso al ordenador y los dirigió hacia la caja de los bebes nenas. Alice revolvió la caja en busca de la perfecta Elizabeth. Su gritito de alegría me hizo saber que había encontrado a la perfecta hija ficticia. Un borrón rosa salio de su bolso y rápidamente vistió a la bebe Elizabeth con un jardinero rosa y acomodo los pequeños mechones de cabello de su cabecita.

Otro borrón celeste salió del bolso de Alice y esta vez aterrizó sobre la mano de Edward. La tia Alice habia empacado para todos los bebes. Tome el trajecito marinero celeste y se lo puse a Eddie. Casi parecía real si se lo veía de lejos. Estos bebes de seguro eran los mejores vestidos de todos los bebes ficticios que Forks había visto jamás.

La vos furiosa de Rosalie interrumpió el proceso de vestimenta de los bebes. Se giró lejos de Emmett y fue directo hacia el señor Anderson. "Necesito cambiar los nombres de nuestros bebes, señor Anderson." Dijo utilizando un tono persuasivo.

"Lo siento señorita Hale, no puedo cambiar los nombres una vez que me los han dado. El señor Cullen ya los eligió y están conectados en la computadora con los bebes. Desearia poder ayudarla."

"¿Lo dice enserio? Eso es la cosa más estúpida que jamás oí. ¿Por qué dejo que Emmett les diera nombres sin mi?" ahora estaba demasiado molesta.

"Señorita Hale, no me gusta su tono."

"Bueno, mala suerte Señor Anderson. ¡ODIO los nombres y creo que usted le dejo hacer esto! Yo no pude escoger los sexos de los bebes esta mañana sin él, y terminamos teniendo gemelos por su causa. Ahora tengo gemelos con los nombres más ridículos de la historia. Así que discúlpeme por estar molesta. ¿Por qué no espero por mi?"

"El señor Cullen dijo..." Mire a Emmett, quien estaba agitando sus brazos tratando de llamar la atención del señor Anderson, pero el no le noto. "que estaba en el baño con...em…calambres. Creí que le estábamos haciendo un favor. Si tiene algún problema con ello, descárguese con el señor Cullen, no conmigo."

"¡Idiota!" murmuró Rosalie en voz baja. Estaba segura de que fue para Emmett, pero el señor Anderson creyó que le hablaba a él. "Quizás una semana de castigo le sirva para tranquilizarla, señorita Hale. Le dará a usted y al padre de los bebes mas tiempo para discutir las cosas, ya que, si mal no tengo entendido, esta mañana obtuvo una extensión de su castigo."

"Lo siento Rosalie..." escuché a Emmett decir mientras el señor Anderson salía del gimnasio.

"Da igual Emmett. Solo dile al resto de la familia lo que hiciste. ¡Tu diles los nombres a ver que opinan!" Rosalie trató de tranquilizarse y pude sentir que Jasper estaba dando su mejor esfuerzo para ayudar.

Con una enorme sonrisa en su rostro, caminó hacia nosotros cargando dos bebes en sus brazos. "Chicos, quiero que conozcan a nuestros hijos ficticios, Elliott y Everett."

Mi mano voló a mi boca para que no viera la enorme sonrisa que se había formado. No podía mirar a Edward por que sabia que su rostro me haría estallar. Emmett, Elliott y Everett...podría ver por que Rosalie quería matarlo.

Edward se inclinó "Traté de advertirte que otro nombre con 'E' no seria algo inteligente…"

Jasper, siendo caballeroso, fue el primero en felicitar a Emmett por sus elecciones "Esos son nombres muy interesantes Emmett, muy similares al tuyo…"

"¡Lo se! Por eso los escogí. Casi les pongo Emmett 1 y Emmett 2, pero eso seria estupido. Estos son muchos mejores ¿no creen?" estaba muy orgulloso de si mismo y buscando algo de apoyo para ganarle a Rosalie. Yo me mordía el labio con fuerza, no me animaba a hablar. Le di un empujoncito a Edward, pero todo lo que hizo fue asentir con su cabeza forzosamente.

"Así que ahora tenemos a Eddie, Elizabeth, Elliott y Everett para presentárselos a Esme y a Carlisle. Creo que es tierno que todos empiecen con la letra E." Alice era la única persona, además de Emmett, que pensaba que era remotamente tierno. El resto de nosotros rodamos nuestros ojos. De la bolsa de Alice salieron dos conjuntos azules iguales. Rosalie tomó a Elliott de los brazos de Emmett y lo vistió. A Emmett le tomó un poco mas vestir a Everett, pero finalmente lo consiguió.

Alice comenzó a emocionarse. "¡Llevemos los bebes a casa! Pronto se despertaran." Ella nos lanzó unas mantillas para los bebes y salimos por la puerta.

"¿Emmett sobrevivirá esta noche o Rosalie lo matara?" le susurré a Edward mientras nos acercábamos al Mercedes.

"Es una posibilidad, basándome en sus pensamientos…Deberíamos preguntarle a Alice, por las dudas." Tenía una amplia sonrisa en su rostro mientras hablaba.

Revolviendo en mi cartera, encontré las llaves y se las lance a Edward. "Toma, maneja tu pero mantente en los limites de seguridad. Yo sostendré a Eddie."

"Bella, no puedes sostener al bebe en el auto. No es seguro." La voz de Alice era cortante.

"¿Entonces como sugieres que lo lleve a casa?" estaba confundida. Alice sonreía mientras se acercaba al auto. Abrió la puerta trasera y señalo un nuevo asiento para bebes.

No pude contenerme. "¿Compraste un asiento para un bebe de mentira, Alice? ¿Estas completamente loca?"

"La seguridad primero Bella. No quiero que nada le suceda a estos preciosos, bebes de mentira."

No podría creer que estaba haciendo esto. Murmurando en voz baja, me acomodé en el asiento trasero y forcejeé con los cinturones del asiento. Podía escuchar a Edward riendo tras de mi. "Me mantendría tranquilo si fuera tu Cullen. He visto tu habilidad con los broches estos últimos días y no has mejorado en nada." Eso borró la sonrisa de su rostro.

Con Eddie seguro en el asiento, vi a Rosalie y a Emmett inmersos en una nueva conversación. Por lo que pude entender, Rosalie se estaba rehusando a poner a los bebes en la celda del patrullero como a los criminales comunes, como ella le decía.

Una vez mas, Jasper salto al rescate. "Rosalie, ¿por que no vas con los bebes en el Jeep con Alice y Elizabeth? Podemos hacer entrar los tres asientos en el asiento trasero. Estaré feliz de viajar con Emmett en el patrullero." Rosalie le dio un beso en la mejilla a Jasper y le dio a Elliott para que lo sostuviera mientras acomodaba el asiento en el Jeep. En menos de un minuto regreso por el bebe. "¡Gracias Jasper!"

Con Elizabeth, Elliott y Everett seguros en el Jeep, Jasper ayudo a Alice a subirse al asiento del piloto y se dirigieron hacia la casa. Emmett aun estaba molesto por que le habían gritado, cuando la radio de la policía entro en actividad. Era la voz de Charlie. Estaba hablando con Myrtle en el despacho. Emmett se lanzó dentro del auto y tomo el CB. "Jefe Swan, soy el suplente Emmett, responda Jefe Swan."

"¡Emmett, que haces con la radio! Te dije que te mantuvieras fuera de la frecuencia. La menos no escucho las sirenas de fondo…creo que eso es bueno. ¿Qué quieres?" Charlie trataba de ser paciente con él.

"¿Todo está bien en la estación? ¿Algunos pervertidos que necesites que ayude a interrogar?" su rostro estaba lleno de esperanza mientras esperaba la respuesta de Charlie.

"No, Emmett. Hoy no hay pervertidos. ¿No se supone que estas castigado?"

"No comienzo el castigo hasta que el proyecto de salud se termine. ¡Oh felicitaciones abuelo! Aquí esta Bella..." Emmett me lanzó el CB.

"Um, hola papa... ¡Es un niño!" Me sentía bastante extraña al decir esto por la radio, me encogí de hombros al ver la sonrisa de Edward.

"¡Charlie- no nos dijiste que Bella estaba EMBARAZADA! Espera a que los demás lo sepan…"

"No, no Myrtle, ¡solo es un proyecto para la escuela!" le grite a la CB

"OOHHH. Esta bien. Charlie, sácalos de la radio, por favor." Myrtle no estaba bromeando.

"Si Myrtle. Felicitaciones Bella, te veré al rato en casa. Asumo que iras a ver a Esme ahora ¿verdad?"

"Si esta bien contigo papa me gustaría ir. ¡Volveré a casa para la cena!" estaba demasiado emocionada de ver que era lo que Esme pensaba de todo esto.

"Adiós Bella, adiós Emmett. ¡Mantente fuera de la radio!" escuché la radio de Charlie cortándose.

Jasper se metió al patrullero y Emmett arrancó el coche. Justo en ese momento, Mike Newton pasó por el estacionamiento y paso por alto la señal de 'detenerse'. "Jasper, ¿Viste esa violación de leyes de transito? Vamos a asustarlo." Encontró un sombrero de polia extra que Charlie había dejado y se lo puso en la cabeza. Jasper se veía atemorizado y vi que sus nudillos se ponían blancos mientras se agarraba con fuerza al tablero del patrullero.

Emmett puso el auto en reversa y volo tras de Mike. Vi las luces encenderse y escuche las sirenas sonando por la calle. La última cosa que escuche fue la voz de Emmett por el altavoz. "¡Ha violado la ley, aparque el auto a un lado ahora señor Newton!"

"Seguro que Charlie mata a Emmett antes de que Rosalie tenga oportunidad de hacerlo." Me reí y entré al auto. Mientras manejábamos hacia lo de los Cullen, pasamos el patrullero de Charlie y el coche de Mike, aparcados a un lado de la calle. Podía ver a Jasper agachado lo más que podía y Emmett aun en el auto temblando de la risa, las luces del auto aun seguían encendidas.

Edward se rió mientras pasábamos. "Mike esta teniendo un ataque cardiaco. No tiene ni idea de que solo son Emmett y Jasper, y que el le esta lanzando olas de pánico." Me reí el resto del camino hacia la casa de Edward imaginándome a Mike lleno de lágrimas mientras Emmett y Jasper reían histéricamente.

Me volvi para darle una mirada a Eddie. Estaba durmiendo tranquilamente en su asiendo. 'Me pregunto cuanto durara asi' pense para mi misma.

APOSTANDO EL CORAZÓN

N/G : Bueno nenas!!! comenzamos con las publicaciones. Espero nos sigan apoyando e intentaremos ponernos al día con todos los Fic :) Besitos!! y queremos hartos suspiros!!! ssiisisisi *.*

.:Capitulo veintinueve:.

Bella POV:

Me sentía mal por mirarlo así, pero debía ser firme, debía actuar como si él no me importara, ignorarlo, como si fuera posible… ver la expresión de incredulidad y dolor con la que me miro, me hizo sentir sin aire, pero luego recordé lo que me había hecho, eso me dio coraje para seguir adelante, ya no había vuelta atrás, Edward Cullen me pagaría con la misma moneda.

Las clases se habían realizado con relativa normalidad, si se puede hallar normal a la ultima semana de instituto, en realidad la mayor parte de lo que quedaba lo íbamos a pasar entre pruebas y ensayos para el día de la graduación, así que técnicamente clases eran lo que menos iban a haber.

A media mañana comenzaron a repartir los anuarios, no pude evitar recordar el día en que tomaron las fotos…fue el día que Edward me invitó a salir, sabía que olvidarlo iba a ser más difícil de lo que pensaba. Era extraño pero al parecer había conseguido una extraña "popularidad" en el instituto debido a que salí elegida reina de la graduación, no hubo persona en el instituto que no me pidiera que firmara su anuario o que firmara el mío, eso solo me sirvió para reforzar mi idea de que a ellos solo les importaban las malditas apariencias.

Cuando terminaron las clases me dirigí a la biblioteca, sabía que nadie iría allá, pues ya no habían deberes que realizar, creo que eso fue lo que influyo en que fuera para allá, quería estar sola. Estaba mirando por la ventana como poco a poco el estacionamiento comenzaba a desocuparse, estaba totalmente abstraída del mundo exterior.

-¿Bella?...- Esa voz…

-¿Qué haces aquí, Cullen?- le pregunté de manera apática.

-Bella por favor quiero hablar contigo…necesito explicártelo todo…

-Yo no quiero hablar contigo…así que si por favor te retiras…

-No me voy a ir hasta que me escuches…

-Perfecto, entonces me voy yo…- dije tomando mi bolso.

-Espera…- me sujeto del brazo, sentí las mismas descargas eléctricas que sentía cada vez que él me tocaba. ¡Demonios!

-Edward…por favor…- pedí de forma entrecortada.- déjame en paz…no te basto con lo que me hiciste ya…¿Qué quieres?

-Quiero que me perdones…Bella yo te amo…- negué con la cabeza

-Si me amaras…no me habrías hecho lo que me hiciste…- dije intentando safarme

-Lo sé, y lo siento…fui un estupido al aceptar esa apuesta…pero si no hubiera sido por eso jamás me hubiera acercado a ti…y…- se acerco a mi, mi corazón se acelero.

-¿y?...

-Jamás hubiera descubierto lo importante que eres para mi…- me reí de manera irónica

-Si te importara no me…

-Shh…lo sé…yo te lo iba a decir, Bella…pero…no se dio la oportunidad…es más cuando tú te enteraste yo le estaba diciendo a los chicos que la apuesta ya no importaba…

-No lo sé…no puedo creerte…

-Bella…por favor…

-Déjame…- él me soltó.- entiéndelo…no te puedo perdonar…ya no…

-Pero…

-Nada, Edward…vuelve a tu vida de estrella de fútbol y olvídate de mi y todo lo que nos paso…no sé…invita a salir a alguien de tu tipo, no sé alguien como Tanya…

-¿Qué tiene que ver ella en esto?...

-Nada, solo que ustedes harían la pareja perfecta…

-Eso no es verdad…

-Claro que lo es…a ti y a ella les encanta hacerme sufrir…

-¿Qué quieres decir?...

-No importa…- dije saliendo de la biblioteca.

Me dirigí al estacionamiento lo más rápido que pude, intentando ante todo no tropezar, pero no sabía si alcanzaría a llegar antes de empezar a llorar.

-Bella ¿estas bien?.- me preguntó Alice, al verme con la mirada baja

-Si…- conteste, mi voz se rompió

-Oh no, claro que no…- dijo acercándose para rodearme con su hombro- ¿Qué pasa?...

-Ay Allie…te juro que lo intento…pero no puedo…- dije sollozando

-¿es Edward, cierto?- yo asentí- ay amiga…¿Qué puedo hacer para ayudarte?

-Nada…no hay nada que hacer…creo que no puedo luchar contra mi destino…

-¿Qué dices?

-Que estoy condenada a sufrir por él Allie…y sabes que es lo peor

-¿Qué?

-Que por más que lo intento no puedo odiarlo…

Edward POV:

-Nada, Edward…vuelve a tu vida de estrella de fútbol y olvídate de mi y todo lo que nos paso…no sé…invita a salir a alguien de tu tipo, no sé alguien como Tanya…

-¿Qué tiene que ver ella en esto?...

-Nada, solo que ustedes harían la pareja perfecta…

-Eso no es verdad…

-Claro que lo es…a ti y a ella les encanta hacerme sufrir…

-¿Qué quieres decir?...

-No importa…- dije saliendo de la biblioteca.

No sabia que era lo que Bella había intentado decirme con eso, solo sabía que en algo tenía razón…al parecer no paraba de hacerla sufrir, tal vez lo mejor sería que me alejara de ella, pero, no, era demasiado egoísta como para dejarla ir…tenía que hacer algo para que me perdonara.

Estaba encerrado en mi habitación, había tomado el cd que había sacado furtivamente desde el aula de música, el cd de Bella, lo puse en el reproductor y su dulce voz llenó la habitación y también lleno de lágrimas mis ojos.

El repicar del teléfono interrumpió mi concentración; el teléfono siguió sonando, al parecer no había nadie en casa.

-¿Diga?.- dije levantando el auricular

-¿Edward?.- preguntó Jasper

-Si, que pasa Jasper…

-Ehh…¿Alice, esta?...

-No, ella no esta…

-Demonios.- exclamo

-¿pasa algo?

-Si, pasa que Alice no me contesta el teléfono…¿sabes que le pasa?...- me preguntó preocupado

-Creo saberlo…

-¿Qué es?...

-Es por lo de la apuesta, Jazz…

-Por eso…

-En verdad, sabes me arrepiento de eso…

-Y yo…al menos a Emmett no le a pasado nada…

-¿eso es lo que tú crees?

-¿Qué paso?...que yo sepa Rose nunca ha sentido simpatía por Bella…

-Eso era lo que yo creía, también. Pero al parecer nos equivocamos…Rose casi mata a Em…

-No lo puedo creer…

-Así es…tenemos que hacer algo, Ed…

-Lo sé…¿pero que?

-¿tú crees que las chicas nos perdonen?...

-A ti y a Em, si…pero dudo mucho que Bella me perdone alguna vez…

-En verdad te importa…

-Muchísimo…

-Lo siento…

-No importa…no fue tu culpa

-En parte si, si no te hubiéramos hostigado tú nunca hubieras aceptado

-Pero lo hice, y ese fue mi error…

Y tenía que hacer algo para remediarlo. Sabía que Rosalie y Alice tarde o temprano perdonarían a mis amigos, después de todo lo suyo no era tan grave, solo estaban enojadas por solidarizar con Bella.

Alice POV:

-¿estas segura?...- le pregunté, Bella asintió.

Sabía que estaba mal por lo de Edward, pero de ahí a aceptar ir conmigo al centro comercial…había algo; sabía que Bells estaba poniendo su mejor sonrisa para hacer pensar a todo el mundo que estaba bien. Pero a mi no podía engañarme, la conocía demasiado bien.

De verdad que se esforzaba, no regaño como de costumbre cuando insistí en que se probara algo, solo me puso una condición.

-no quiero nada azul, ¿de acuerdo?...

-esta bien…

Sabía muy bien el porque de su petición, no quería nada que le recordara al tonto de mi hermano.

Estuvimos dando vueltas por muchas tiendas, solo quedaban unos días para la graduación y aun no había elegido nuestros atuendos.

-um…me encanta como se te ve ese color…

-¿tú crees?...

-Cuantas veces tengo que repetirlo…se supone que la experta en moda soy yo…o acaso no confías en mi…por que tengo mi credencial…- dije removiendo mi bolso.- bingo, aquí esta…- dije mostrándole mi tarjeta de crédito

-Allie esa es tu tarjeta de crédito.

-Exacto.- ella rodó los ojos, e intento reír, pero su sonrisa no era nada alegre.

Solo nos faltaban los zapatos cuando nos encontramos con Rosalie, la hermana de Jasper quien nos saludo amablemente, no entendí como alguien tan agradable como ella se había echo amiga de Tanya, eso demostraba que la gente podía cambiar, aunque me preguntaba si toda la gente podía hacerlo, pues al parecer mi hermano no.

-Hola, ¿Cómo están?...- nos preguntó

-Bien…- respondí

-¿y que hacen por aquí?...

-Alice y yo vinimos a comprar ropa para la graduación…- le respondió Bella

-Ohh…yo también…y ¿encontraron algo?...

-Si…la experta en modas…- me señalo.- ya encontró mi atuendo y el de ella…

-Ahora solo faltan los zapatos…

-¿no les importa que vaya con ustedes?.- preguntó Rosalie

-No…claro que no.- contestó Bella.

-Luego de haber encontrado los zapatos perfectos, las tres fuimos a tomarnos un café.

-Alice…¿te puedo preguntar algo?.- dijo Rose

-Si, ¿Qué pasa?...

-No te lo tomes a mal…pero, ¿sigues enojada con mi hermano?...te preguntó por que anda…uff, insoportable…

-Asi es…- respondí

-¿Allie, te peleaste con Jasper?.- preguntó Bella, yo asentí.- ¿Por qué?

-Por…eso…lo de…E…

-Ahh…pero Allie, no tienes por que pelearte con él…esto…esto es entre tu…hermano y yo…

-Si, lo sé…pero Jasper…él también esta metido en esto…

-¿Qué?...- preguntó Bella

-Es cierto,- contesto Rose.- todo lo de…bueno, todo este enredo es técnicamente culpa de mi hermano y Emmett…ellos idearon la apuesta…

-¿Por qué no me lo habían dicho?

-Perdón..

-No importa, eso no cambia en nada las cosas…- dijo Bella

Como el ave fenix

Bueno mis amores, después de mucho tiempo LoversCullenFics se vuelve a abrir.
Las Gemeliis han vuelto y más locas y ánimos que nunca!!!

Por ahora les presento los cambios.

-El calendario se elimina
Solo se publicará cuando Bells y yo tengamos tiempo.
-Los fic que estaban por acabar serán finalizados en el transcurso de la semana.
-Los fic que tenía Bellany en curso serán actualizados solo cuando ella lo estime conveniente.
-No se admitirán presiones de ningún tipo. Si comentarios lindos y muestras de ánimos y apoyo :)
-Una vez acabadas las historias en curso se irán publicando otras. Si alguien tiene una historia completa y de su propiedad puede enviarme un Mail con ella y si lo quieren podrán ser publicadas aquí.
-De vez en cuando se subirán noticias sobre la saga también.

Si todas ayudan le daremos vida de nuevo a este blog.
No podemos sin uds.

Con amor

Adry (bellany) y Angie (angylito)
GEMELIIS CULLEN

;;